domingo, 27 de marzo de 2016

LO INESPERADO

LO INESPERADO


Diario


Si hace 5 o 7 o 10 años me hubieran contactado desde esta fecha y me hubieran contado estas cosas, nunca les habría creído. Bueno, suelo ser escéptica respecto a las cosas buenas. Se trata de vivencias que nunca planeé, de posiblidades que no sabía que tendría.


  1. Convertirme en Lolita. Esto no lo imaginé ni por asomo. Yo siempre admiré las modas alternativas pero nunca tuve dinero para comprarme la ropa que quería. Menos mal. Hubiese hecho el ridículo. Bueno, tal vez ya estoy haciendo el ridículo, pero al menos no es con el dinero de mis papás. El caso es que en esa época a mi me gustaba mucho seguir a la muchedumbre y quería probar estilos que realmente no iban conmigo, solo porque eran los más populares. En resumen, todo estilo que implique minifalda o shorts no me va. El Lolita siempre fue el estilo más compatible conmigo, pero jamás imaginé que un día tendría el suficiente dinero y el suficiente valor para probarlo. Pero heme aquí.
  2. Ser universitaria. No lo dudaba por mis logros académicos sino por el dinero que implicaba. La universidad es cara, pero nunca pensé que en mi caso resultara tan económica. Hoy en día, con los bonos y los estímulos académicos, mis semestres son tan baratos que podría pagarlos yo misma con facilidad. Tampoco pensé que llegaría tan lejos ¡séptimo semestre! Sabía que perder semestres no era una opción, pero aún así nunca me imaginé este momento. Ya empiezo a sudar sangre por lo de la tesis. No quiero ni pensar...
  3. Vivir sola con mi hermana. Cuando tenía trece años ya soñaba con irme a vivir sola en mi propio apartamento pero lo consideraba un sueño imposible. Ahora eso es realidad, más por necesidad que por elección y pronto podría parecerse más a como yo lo había imaginado si logramos mudarnos a un lugar mejor.
  4. Tener trabajo. Yo nunca pensé que fuera posible trabajar y asistir a la Universiad al mismo tiempo, pensaba que tendría que escoger entre la una o la otra, pero hoy estoy haciendo ambas. También temía ser demasiado incompetente para trabajar, que me despedirían a los dos meses o algo así. Pero ya cumplí un año en mi trabajo y todo va bien, parece que seguiré en mi puesto hasta graduarme.
  5. Las vivencias y experiencias nuevas. Gracias a que tengo trabajo y manejo mi propio dinero pude experimentar cosas como viajar por mi cuenta a otras ciudades del país, ir a grandes convenciones, participar de eventos, ganar cosas, organizar cosas. No esperaba tener un blog, ni escribir para una revista Lolita online, tampoco estar ayudando un poco a organizar una tea party Lolita, ni probar dulces japoneses y dulces estadounidenses, ni tener una revista japonesa, ni saber el medio japonés que sé. Todas esas posibilidades... Yo me imaginaba algo mucho más sencillo. Graduarme de secundaria, estudiar cocina, conseguir un trabajo como cocinera, mudarme a un apartamento y vivir cómodamente con mis mascotas, ahorrando para el viaje a Disneylandia que mi mamá siempre quiso hacer. Eso era todo.
  6. Mis relaciones con otras personas. Nunca imaginé lo diferentes que acabarían siendo mis relaciones con otras personas con el paso del tiempo. Los amigos que consideraba imprescindibles se fueron, ahora tengo otros que hace años me hubieran parecido gente demasiado diferente a mí para siquiera pensar en compartir una conversación con ellos. También mi punto de vista respecto a varias personas que creía conocer muy bien, ahora me caen muy bien personas que solía detestar y gente que solía admirar ya no me impresiona.
  7. Comer fuera. No parece la gran cosa, pero cuando era niña era bastante pobre y comer en un restaurante era poco menos que una fantasía para mí. Hoy día voy al cine y como en restaurantes de cadena internacionales como KFC, Burger King, McDonalds, etc. etc. con frecuencia. Sí, sé que no es muy sano, pero es un lujo que no me puedo negar después de haber pasado mi infancia soñando con esos restaurantes.
En parte tengo la vida que deseaba y en parte he tomado un camino que ni siquiera sabía que existía. Mi vida ha resultado diferente y mejor de lo que planeaba y aunque aún no tengo todo lo que deseo, tengo tiempo y creo que voy por buen rumbo para conseguir mis deseos.

"La vida te da sorpresas"


Esta entrada fue posteada en

CLICHÉS DE LOS QUE NO ME CANSO NUNCA

CLICHÉS DE LOS QUE NO ME CANSO NUNCA


Anime, Cine, TV


Aunque es muy entretenido burlarse de lo tontos y predecibles que son los clichés, la verdad es que muchas veces funcionan. ¡Si no está dañado no lo repares! O en otra palabras, no intentes mejorar lo que ya está bien, solo úsalo hasta que realmente le haga falta un retoque. Estos son algunos clichés del entretenimiento de los que nunca tengo suficiente.



El detective implacable. En animes, novelas y películas donde está implicado el largo brazo de la ley nunca falta un detective (o inspector, cualesquiera el título) talentoso pero muy severo que vive para su misión y está dispuesto incluso a ignorar las reglas de su profesión para atrapar a su "presa". Este detective está tan convencido de que él es el "bueno" y el criminal que persigue es el "malo" que se niega a ver cualquier matiz de grises o escuchar razones que puedan alterar esos extremos opuestos de la justicia. Se nos suele presentar como un genio con un récord perfecto, nunca ha fallado un caso, tal vez excepto por una vez que falló por poco y eso lo marcó para siempre empujándolo a querer convertirse en un detective perfecto. Sus habilidades de deducción, análisis, persecución, etc., son sobrehumanas. Sin importar su físico siempre es muy atlético y suele ser bueno en peleas cuerpo a cuerpo y uso de armas y herramientas, más por su inteligencia que por su fuerza bruta. Es obsesivo y casi no tiene amigos, si tiene familia no se lleva bien con ella pues es muy frío, y vive para el trabajo. Suele tener algún tic extraño, una movida u arma secreta o algo en particular que lo hace parecer anormal. Sus compañeros lo admiran, envidian y un poco hasta lo temen. Sus motivos ulteriores pueden ser una venganza personal, la devoción religiosa, una visión particular de lo que es la Justicia, el Orden Natural, lo Correcto o como quieran llamarlo, y a veces simplemente por diversión. Su principal característica es que jamás se rinden, incluso cuando sus compañeros han dado todo por perdido o sus jefes los han sacado del caso. Y no lo hacen precisamente por las víctimas sino por los motivos personales que he mencionado anteriormente. Si pierden o se equivocan suelen recuperarse inmediatamente o perder totalmente el deseo de seguir y retirarse de su trabajo. Con ellos todo es negro o blanco, siempre se van a los extremos. Me encantan porque son admirables en su devoción a lo que aman. Son verdaderos apasionados de su carrera que hacen todo el esfuerzo posible y dan el 150%.



El amigo incondicional. Si hay algo que alivia un poco una trama tensa es el que uno de los personajes principales tenga un amigo incondicional que siempre está allí para darle aliento, consolarlo y aceptarlo sin importar qué. Suele ser una persona divertida, despreocupada y dulce que a veces puede pasar por tonto debido a sus buena naturaleza. Es el que cuida de los demás personajes cuando están enfermos, el que les cubre las espaldas cuando hacen algo contra las reglas (incluso sin saber por qué lo hicieron), el que les trae regalos inesperados que los salvan de una necesidad, el que se ofrece para hacer de carnada, el que hace grandes sacrificios por sus amigos sin darles mayor importancia (muchas veces ni lo mencionan y sus amigos sólo se dan cuenta por casualidad). Me gusta este tipo de personaje porque es un friendship goals muy difícil de alcanzar. ¿Quién puede ser tan desinteresado, útil y sacrificado?



El trío dorado. Tres personajes que suelen ser los protagonistas de la serie. El grupo incluye casi siempre dos hombres y una mujer, en el que los dos hombres se pelean entre sí y se consideran rivales (ya sea por la atención de la mujer o porque tienen estilos de pelea o intereses enfrentados) y la mujer se encarga de mantener unido al equipo evitando que los hombres se maten entre sí o abandonen del todo la causa. Me molesta un poco cuando el papel de la mujer es el estereotípico de ser la más débil, la que necesita que la protejan, la mediadora, la que debe mantener la paz y al final quedarse con uno de los hombres, pero muchas veces el estereotipo se rompe y eso me encanta. Normalmente en el equipo hay combinaciones de el rebelde, el genio, el square (alguien estricto y serio), el fuerte, el gracioso, el débil, el callado, el robot (alguien que no muestra sus emociones o que de plano no las tiene), el gritón, el tsundere (alguien que parece serio y malhumorado pero que de vez en cuando muestra un lado dulce), el adorable, el guapo, el popular, el nerd, el anti-social, etc., etc., etc. A veces un solo personaje es una combinación de varios de estos clichés, lo cual irónicamente lo hace menos cliché  (por ejemplo Hermione es una square, genio, fuerte, nerd, lo cual es novedoso porque el nerd no suele ser también el más fuerte, especialmente si es una mujer). Normalmente están juntos por accidente, por circunstancias similares (estudiaban en el mismo colegio, academia, universidad, etc., fueron víctimas de la misma tragedia) o porque alguien los puso en el mismo equipo debido a que sus habilidades eran parecidas o complementarias, pero resulta que sus personalidades eran totalmente opuestas y eso hace que tengan problemas de convivencia. Al final acaban siendo grandes amigos y extrañándose y necesitándose entre sí. Normalmente hay uno que destaca más que los otros y se le considera el líder o el más aventajado, pero suele ser el "perdedor" quien inesperadamente salva el día. Me encantan los tríos dorados por el componente de la amistad y la variedad de las habilidades que tienen todos. ¡Trabajo en equipo! ¡Yay!



El niño loco con cara de niña. Tengo una relación amor/odio con este tipo de personaje, creo que más bien es un placer culpable, una de esas cosas que no entiendes por qué te gusta y hasta te da un poco de pena admitirlo. Pero este personaje me gusta mucho. Normalmente es un niño traumatizado que desde muy pequeño tuvo que sufrir grandes horrores ya que perdió a sus padres o tuvo unos padres (o tutores) terribles, el caso es que tuvo una infancia de pesadilla y en muchos casos padeció crueles y pesados entrenamientos para convertirse en un arma para alguna organización de élite. Comenzó a matar desde temprana edad (probablemente porque lo obligaron en algún juego desquiciado o por necesidad) y con el tiempo desarrolla un talento sobrenatural para luchar o para planear estrategias y dirigir tropas, tanto así que provoca miedo a adultos experimentados. Aún así, su mente de niño sigue siendo tan infantil e ingenua como la de cualquier otro, con la diferencia de que sus pensamientos han sido moldeados de manera retorcida, volviéndolo sádico, insensible y errático. Puede ser el que de las órdenes o puede que haga el trabajo sucio por su cuenta, pero de que está metido en algo turbio, está metido en algo turbio. Se lo reconoce porque es un demonio a la hora de pelear (o planear maldades) pero a veces otros personajes lo confunden con una dulce niña por el pelo largo, la voz suave y el rostro de angelicales facciones que esconden su siniestra personalidad. No son muy buenos obedeciendo reglas ni apegándose a los planes y no es raro que traicionen a su bando si aparece algo más "interesante" o "divertido". En general son máquinas de destrucción que matan con una sonrisa y se regocijan con la crueldad. Su motivación suele ser el simple entretenimiento, a veces es la venganza y a menudo están compensando (sin darse cuenta) alguno de sus traumas. Casi siempre aparece un personaje que se interesa por ellos ya sea románticamente o como un tutor o cuidador, e intenta cambiarlos y salvarlos de sí mismos. Pero en general no tienen amigos ni les interesa tenerlos, los demás no los comprenden y ellos no comprenden a los demás. Corresponden al TV Trope de Enfant Terrible. Supongo que me gustan porque son demasiado extraños e independientes. Sí, ha de ser eso.

¿Algún cliché que en realidad les guste?

"You know you want it"


lunes, 7 de marzo de 2016

EL ARGUMENTO DE MARCELA

EL ARGUMENTO DE MARCELA


Opinión




Hace tiempo que quería hablar de un tema que me parece interesante y que me molesta un poco. Me encanta 9gag, pero si hay temas populares en esa página son los videojuegos, los estereotipos sobre hombres y mujeres y en especial el friendzone.

Friendzone: palabra que usan algunos hombres para quejarse de que sus amigas mujeres no les correspondan. Normalmente va acompañado de comentarios como "a las mujeres les gusta que las traten mal, si las tratas bien te ignoran y te dejan de mejor amigo, pero a los patanes sí les hacen caso".

Esto está basado en varias ideas equivocadas:

1- Que ser amistoso es suficiente prueba de tus sentimientos y por lo tanto la chica debería darse cuenta de que te gusta simplemente porque eres amable.
2- Que ser amable es suficiente para merecerte el amor de una mujer.
3- Que las mujeres les DEBEN a los hombres una oportunidad. Si no estás dispuesta a considerar estar con ellos es porque eres tonta, superficial, cruel o te gustan los "chicos malos".

Básicamente, que una mujer tiene que corresponderte simplemente porque a ti te gustaría que lo hiciera. ¿Es necesario recordar que NADIE está obligado a gustar de nadie? Yo pensaría que es suficientemente obvio.

Lo más gracioso es que muchos de los hombres que se quejan de esto aspiran a salir con mujeres que son mucho más bonitas, inteligentes, graciosas, populares, famosas, etc. que ellos, y cuando ellas los rechazan las acusan de superficiales. Bueno niño, ella tiene mucho qué ofrecer ¿qué tienes tú? ¿Se tiene que conformar? A ver ¡muestra qué tienes de genial! No, ser amable no es suficiente.

Con esto me refiero a una simple ley de equivalencia: los dieces quieren dices, los cincos deberían querer cincos. ¿Han oído la expresión anglosajona "out of your league"? Es cuando una persona está fuera de tu alcance. Hay que ser realistas, hay MUCHA gente con la que nos encantaría salir pero que no nos merecemos. A mi me encantaría salir con Tom Hiddleston, Choi Si Won, cualquiera de los hermanos Hermsworth. Pero ¿saben qué? Ellos están fuera de mi alcance y lo acepto. Son mucho más guapos que yo, mucho más exitosos, mucho más ricos, son simpáticos, tienen una carrera y son buenos en lo que hacen. Yo no tengo nada que ofrecerles a ninguno. Pero al parecer hay algunos hombres con una autoestima tan desproporcional que creen que se merecen mujeres que francamente son mucho mejores que ellos en todo. Es el típico caso del nerd poco atractivo quejándose de lo superficiales y materialistas que son las chicas porque las más hermosas del colegio no le ponen atención, mientras que él mismo está ignorando a la chica poco atractiva que está enamorada de él. Es bueno tener aspiraciones altas, pero las relaciones desiguales no funcionan. Según Barney Stinson en toda relación hay una persona que se conformó y otra que aprovechó. Puede que sea cierto, pero si la diferencia es muy grande, es una relación destinada al fracaso.

Incluso si la chica no es mejor que tú en nada, sigue teniendo TODO el derecho del mundo a rechazarte, de la misma manera que tú tienes derecho a rechazar a cualquier chica que no te parezca atractiva. ¿Es justo que tengas que estar con alguien que no te gusta sólo para que no te acusen de "cruel" o "injusto" si no lo haces? Ese es el argumento de Marcela, un personaje de Don Quijote de la Mancha. Resulta que Marcela era una mujer muy hermosa e independiente que a pesar de ser rica decidió vivir una vida sencilla y trabajadora en el campo, siendo pastora de sus propios rebaños. Como era tan guapa, cuanto hombre la veía se "enamoraba" de ella y comenzaba a perseguirla pero ella siempre les decía que quería vivir tranquila en los campos, sola. Uno de esos hombres, Grisóstomo, no aceptó el rechazo y se suicidó. Y ¿adivinen qué? Todo el pueblo culpó a Marcela. El día del entierro Marcela llegó y dio un largo discurso en el que explicaba por qué ella no era la causante de la muerte de Grisóstomo y por qué estaba en todo su derecho de rechazar las propuestas de los hombres. Don Quijote fue el único que la defendió y que comprendió sus argumentos. Si esto ocurriera en la vida real Grisóstomo probablemente no se habría suicidado, sino que habría pasado un buen rato quejándose en las redes sociales de que lo "friendzonearon" y de lo malas que son algunas mujeres.

Otra cosa: la idea errada que tienen algunos hombres de lo que basta para "conseguirse" una mujer. Saludarla, ayudarla a mudarse, hacerle cumplidos, charlar con ella, comprarle un par de regalos o un par de comidas. Vaya, es curioso que esas sean unas declaraciones de amor tan evidentes y abrumadoras, porque ese es el tipo de cosas que nosotras hacemos todo el tiempo por nuestras amigas y nunca nos quejamos de que no nos dejen meterles mano luego. Muchos hombres hacen cosas que cualquier amigo haría y esperan que a partir de eso las mujeres entiendan que están interesados y se enamoren de ellos. No.

No sé las demás, pero a mí no me pueden comprar amor con comidas y regalos. No importa lo caro que sea el regalo o lo elegante que sea el restaurante, para mí eso no cuenta en la relación que tengo con la persona. La vida real no es como esos simuladores de citas en los que le das tres chocolates a la chica para que le suba el "nivel de simpatía" y ya la puedes invitar a salir. Cuando yo le regalo algo a una persona no es para gustarle más o caerle mejor, es porque ella me agrada y quiero que tenga algo bonito. No espero que me suban los "niveles de amistad" o los "niveles de amor" y los míos tampoco suben simplemente porque me compren algo. Soy una persona materialista, pero sé diferenciar lo material del amor. Si me compras un regalo lo que contará para mí es el hecho de que te hayas acordado de lo que me gusta. Si me llevas de paseo o a comer lo que contará es el tiempo que pasemos juntos y no lo larga que sea la cuenta. Aunque sea un cliché, es cierto: lo que importa es el gesto.

Personalmente creo que el amor y la amistad se cancelan mutuamente. Si te acercas a una persona con la intensión de tener una relación amorosa/sexual nunca fuiste su amigo realmente, porque todo lo que haces es con terceras intenciones y con la idea en mente de algo más. En lo que a mí concierne, un tipo que quiere salir contigo no es tu amigo, porque su intensión es obtener algo de ti, no disfrutar del tiempo juntos, como debería ser con un amigo.

Más que friendzone creo que lo que existe es una girlfriendzone (eso se lo leí a una chica de 9gag). Eso es cuando un tipo se empeña en que tienes que ser su novia y no es capaz de aceptar que seas sólo su amiga o su compañera de trabajo o de estudios o su vecina o etcétera. Él dirá que lo pusiste en la zona de amigos, cuando en realidad es que él te puso en la zona de "novia". Para mí el friendzone no existe. Simplemente el atractivo es mutuo o no lo es. Move on!

"Standing up to the challenge of our rival"


MI HERMANA, UNA ALPACA Y YO: LOLITA, PINTURAS, DIBUJOS, ALPACASSO Y SELFIE

MI HERMANA, UNA ALPACA Y YO: LOLITA, PINTURAS, DIBUJOS, ALPACASSO Y SELFIE


Diario, Dibujo, Lolita, Pintura


Hola, esta entrada es algo así como un life update en fotos. Esta vez quiero que vean algunas ilustraciones increíbles que ha hecho mi hermana, también la alpaca que me compré por Blippo, las últimas fotos lolita que me he tomado y una selfie que me tomé con mi hermana hace año y medio pero que me encanta. ¡A ver!

Estos dos son de la serie de Tarantino, mi hermana está pintando personajes principales de las películas de Tarantino en sus imágenes icónicas.






¡Mi alpaca! Se llama Carl en referencia a las llamas con sombrero (una mini serie de Youtube de las que me gustan). Carl es una llama sociópata asesina en serie y come-hombres. ¡Adorable! Compré esta alpaca en parte porque quería una alpaca y en parte porque quería llamarla Carl. Por eso compré la más parecida que encontré. Si buscan a Carl la llama verán que tiene el mismo sombrerito verde de dormir a rayas.








Dibujos que mi hermana ha hecho para mí, casi todos son dibujos Lolita. El primero es un retrato (¡se parece mucho a mí!).




Esta la hizo mi amiga Gina cuando me pinté el pelo de negro:


Esta es una de las primeras ilustraciones que me hizo mi hermana:



Otro retrato, aunque no se ve tan bien en la foto porque lo hizo en cartulina negra.



Algunas fotos de la última photoshoot que hice con mi prima. Hay MUCHAS más pero estoy esperando a que ella termine de editarlas y me las mande. Estas las tomamos en el apartamento de ella.





Una selfie con mi hermanita. Esa noche nos maquillamos, nos pusimos pestañas falsas y nos rizamos el pelo. Fue muy divertido. Nos tomamos muchas fotos.


"What doesn't kill you makes you fatter!"